Rosario Pastor: “La dieta mediterránea es la mejor para afrontar el confinamiento”

Rosario Pastor: “La dieta mediterránea es la mejor para afrontar el confinamiento”

Rosario Pastor, Dra. Del Grado en Nutrición, explica en la Jornadas Virtuales Multidisciplinares cómo debe ser la dieta saludable durante la cuarentena

Ávila, 30 de marzo de 2020. “La dieta mediterránea es la mejor opción para afrontar el confinamiento”, según ha declarado Rosario Pastor, Dra. Del Grado en Nutrición Humana y Dietética de la Universidad Católica de Ávila (UCAV) durante la tercera sesión de las Jornadas Virtuales Multidisciplinares que la Universidad está impartiendo por Instagram Live. “La dieta mediterránea aporta todos los nutrientes que necesitamos durante el periodo de confinamiento: es variada, rica en frutas y verduras que nos van a aportar nutrientes antioxidantes imprescindibles”, asegura Pastor.

Durante el periodo de confinamiento, provocado por el coronavirus, cambian nuestras rutinas y con ellas hemos cambiado los hábitos en la alimentación global, es decir, desde la propia alimentación hasta nuestros hábitos de compra. Por lo que la Dra. en Nutrición ha recomendado, a sus más de 150 espectadores, no abandonar nuestra alimentación saludable porque puede llevarnos a tener problemas de salud por exceso o por déficit.

“Realizar una compra razonable y responsable para mantener una dieta óptima que cubra nuestras necesidades nutricionales y sobre todo nuestra dieta nos tiene que ayudar a reforzar nuestro sistema inmunitario”, mantiene la profesora de la UACV.

En la cesta de la compra se deben incluir frutas como la naranja, el kiwi o la fresa que aportan vitamina C y carotenoides, compuestos que se convierten en vitamina A; así como otras frutas como manzanas, peras y ciruelas, que contienen compuestos fenólicos que tienen gran capacidad antioxidante y ayudaran a reforzar el sistema inmune. Pastor recomienda la ingesta de verduras de hoja verde y el tomate. Estos alimentos frescos y de temporada se pueden alternar con otros menos perecederos como legumbres, cereales, conservas o congelados sin olvidarnos nunca de consumir pescado blanco y azul y carnes magras. Por ello, Pastor recuerda planificar muy bien la compra y evitar improvisar con alimentos muy calóricos y ultraprocesados.

El confinamiento también contribuye a la menor exposición solar, lo que provoca una falta de vitamina D. Por ello, ha animado a salir a la ventana o balcón para tomar la luz del sol, y si no fuera posible tomar alimentos ricos en vitamina D como huevos, lácteos y pescados azules.

El estado de preocupación y estrés puede despertar el apetito de alimentos que de modo inmediato nos proporcionan bienestar, pero que en la mayoría de los casos son ricos en calorías, azúcares y grasas saturadas. Para controlar el hambre emocional, Pastor, aconseja no incluirlos en la lista de la compra o limitarlos y sustituirlos por otros que nos pueden proporcionar un estado de bienestar como ácidos grasos omega 3 (pescados azules), chocolate negro o alimentos fermentados como yogur o kéfir, frutas como el plátano, frutos rojos, o frutos secos naturales.

Todas estas pautas deben combinarse con la práctica de ejercicio físico, con rutinas que hagan, junto con la dieta equilibrada, evitar el exceso de peso como consecuencia de la reducción del gasto energético en el estado de cuarentena, así como adecuar la cantidad de los alimentos, según ha sugerido la experta en Nutrición.

Por último, Rosario Pastor ha recordado no olvidar las normas de higiene alimentaria y evitar la contaminación cruzada entre alimentos o cualquier superficie u objetos que puedan tocar los alimentos.

La próxima sesión estará dirigida a los más pequeños y sus padres con un Taller de actividad de plástica para niños, a cargo de la profesora de los Grados en Educación Infantil y Primaria, Mª Teresa Veneros.

 

   

 

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.