OTRI. Ucavila

La mejor escuela de negocios

AddThis Social Bookmark Button
Atención, abrir en una nueva ventana. PDFImprimirE-mail

Si alguien quiere saber cómo se pone en marcha una escuela de negocios, una empresa o cualquier tema de los relacionados con lo que hoy se denomina con esa palabra tan en boga de “emprendimiento”, no tienen más que leer atentamente el libro de “las Fundaciones de Santa Teresa” y sacar unas cuantas lecciones de las que la santa narra con su riquísimo lenguaje, digno de las mejores novelas, pero cargado de realismo, sentido común y un sentido del humor que pone de manifiesto su viva inteligencia. Por cierto, que los que salen mejor parados son las gentes de Palencia, fundación de la que habla en el capítulo 29.

Los académicos y universitarios caemos muchas veces en el esnobismo de buscar en los “papers”  indexados, ranking y tratados extranjeros al uso, grandes ideas para la gobernanza, las reformas y otros temas ligados a mejorar nuestras instituciones académicas, olvidando o desconociendo los tesoros que encierran nuestros santos y sabios, especialmente nuestros desconocidos clásicos del siglo de oro.

Pero, ¿qué tiene que ver Santa Teresa con los negocios? se preguntará alguien, legítimamente. Santa Teresa tuvo relación con importantes jesuitas que conocían muy bien los ejercicios espirituales de San Ignacio y le habían oído decir al propio Ignacio que el negocio de los negocios es la salvación del alma. Ignacio le decía a un joven y ambicioso universitario navarro que ya por entonces estaba de “Erasmus” en París: Javier:"¿De qué le sirve a un hombre ganar el mundo entero, si se pierde a sí mismo?"

Lo que movió a Santa Teresa era el salvar tantas almas que se perdían un mundo, especialmente a raíz de conocer la expansión del protestantismo en Europa y las noticias sobre los acontecimientos que sucedían en las Indias. La visitó un franciscano llamado fray Alonso Maldonado. Éste venía de las Indias y comenzó a contar a la santa los muchos millones de almas que allí se perdían por falta de doctrina. La Santa quedó fuertemente impresionada.

Y ella nos dice que Dios valora más un alma que por nuestra industria y oración ganásemos mediante la misericordia, que todos los servicios que le podamos hacer. El Señor le dijo: "espera un poco, hija, y verás grandes cosas”. Santa Teresa conocía el mundo en que vivía a pesar de no haberse inventado Facebook, Twitter o cualquiera de las redes sociales, ni siquiera la radio o la televisión. Era una monja de clausura  a la que le preocupaban los problemas de sus contemporáneos y tras hacer lo que  llamaríamos hoy un estudio de mercado, en una sociedad convulsa a la que ella definió como " Tiempos recios" y con las ideas claras, vio que era lo que una pobre monja encerrada podría hacer y se puso en marcha.

Otro factor importante es el de los recursos humanos y la santa estaba rodeada de unas monjas que tenían una gran fe y grandísima determinación en hacer aquello que tenían que hacer,  aunque a otros "expertos"  les pareciera gran disparate o se  rieran de ella. 

Dio una gran importancia a otro valor: el de la sinceridad y la verdad. Un activo devaluado, en cualquier ámbito de la sociedad: política, familia, economía, empresas, novios, amigos... Al tratar de negocios  nos dice "yo le di cuenta con toda verdad y llaneza, porque es mi inclinación tratar así con los prelados suceda lo que sucediere."

No tenía miedo a quedar mal, a que la desprestigiarán o la hundieran su negocio, incluso a perder la salud y la vida antes que renunciar a la libertad que da  la verdad. No es casualidad que la Universidad Católica Santa Teresa de Jesús de Ávila tenga como lema: Sapientia in veritatis libertate.

Hace unos días decía el Papa Francisco un lema bien conocido de los que tuvimos la suerte de conocer al padre Tomás Morales: “no cansarse nunca de estar empezando siempre”, frase que coloqué al inicio de mi tesis doctoral. Esta constancia en los negocios fue característica de Santa Teresa que nos dice que los inconvenientes que pueda haber  no son nunca bastantes para dejar de hacer  una buena obra.

Hasta aquí algunas lecciones que se pueden sacar con solo leer los dos primeros capítulos de las fundaciones. Termino con las mismas palabras de la santa:

“¡Vela  aquí una pobre monja descalza, sin ayuda de ninguna parte, sino del Señor cargada de patentes y buenos deseos y sin ninguna posibilidad para ponerlo por obra!

El ánimo no desfallecía y la esperanza, que pues el Señor había dado lo uno daría lo otro. Ya todo me parecía muy posible y así lo comencé a poner por obra.

¡O grandeza de Dios y cómo mostráis vuestro poder en dar osadía a una hormiga y cómo Señor mío no queda por vos el no hacer grandes obras los que os aman, sino por nuestra cobardía y pusilanimidad! Cómo nunca nos determinamos, sino llenos de mil temores y prudencias humanas, así Dios mío no obráis Vos vuestras maravillas y grandezas”.

Les dejo y ánimo a seguir con el capítulo tres en el que comienza diciendo los trabajos que pasa para "recaudar la licencia de los del pueblo y del prelado, que por ser un monasterio de pobreza en todas partes es dificultoso y así se tardó algunos días el negociar".

Como pueden ver, los problemas con las administraciones locales no son ninguna novedad que nos haya traído la democracia. Pero nos alegramos y felicitamos porque el pleito con el Ayuntamiento de Ávila por fin lo arregló nuestro alcalde Miguel Ángel García Nieto, que pasará a la historia entre otras cosas, por haber terminado el pleito con la Santa, aunque se haya tardado unos pocos años.  Como decimos en Langa ¿qué prisa hay?

Mª del Rosario Sáez Yuguero

Rectora de la UCAV

Foto del día

2015/16 en la UCAV: Grupos internacionales

La internacionalización de la educación superior es la clave del éxito de la formación universitaria actual para afrontar el desempleo juvenil y dar respuesta a los desafíos que impone la globalización. Las universidades deben planificar nuevas acciones para la internacionalización y la construcción de un campus internacional. Y esto es lo que está haciendo la Universidad Católica de Ávila (UCAV) con su política de internacionalización. 

< Septiembre 2017 >
Lu Ma Mi Ju Vi Sa Do
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30  

Boletín de noticias





Ucavila utiliza cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de navegación y realizar tareas de analítica. Si continúa navegando entendemos que acepta nuestra política de cookies. Para más información, consulte nuestra política de cookies.

Acepto las Cookies